COMIENDO SOBRAS

Este post de De Profesión Mami me hizo darme cuenta de algo: Lucy se come mi comida.

No es que me la quite del plato, la pobre no puede, es que cuando la ve la pide, y no para hasta que se la das. Es lo que tiene hacer BLW: ella quiere de todo lo que hay en la mesa.

Ocurre a menudo que cojo algo para comérmelo, casi sin pensar, le doy a ella la mitad (que pueda comer y esté ya introducido en su alimentación). Me sale solo, es un instinto, algo que ya se ha convertido en rutina.

Pero claro, coges un plátano y te comes la mitad, o una naranja y acabas comiéndote dos gajos “por si acaso pide más” porque ella, pobrecita mía, come más lenta. Y si, siempre pide más.

Con la tontería de que es pequeña nunca le das una pieza de fruta entera, o no le llenas el plato hasta arriba de brócoli. Pero siempre pide más y lo consigue de tu plato. Nunca creemos que puede comerse una ciruela entera ella sola hasta que lo hace.

Asi que tengo y tenemos, porque a Súper Papá también le sucede, la sensación de comer sobras siempre: Comemos lo que Lucy no pide. Incluso nos da de comer lo que ella ya no quiere.

 

Todo lo que sale de la boca de Lucy que ella deshecha, que aparta porque ya está mordisqueado, cae en mi boca. Otra vez sin pensarlo, por instinto…

Recuerdo cuando mi cuñado hacía esto mismo: Mis sobrinos sacaban algo de la boca porque no lo querían o no podían gestionar, y allí estaba él raudo y veloz a recogerlo directamente de la boca de sus hijos y presto a metérselo en la suya, sin anestesia ni nada. A mi me daba un asco que me moría y ahora soy yo la que lo hago a diario varias veces…

Eso va directo a mi boca.

¡Cómo nos cambia la maternidad! ¿Verdad?

Lucy se come nuestra comida, pero nos cede sus sobras mordisqueadas. Todo un detalle.

Compartiendo un kiwi que ya no quiere.

¿Tú también comes sobras?

Anuncios

7 pensamientos en “COMIENDO SOBRAS

  1. Jajaja. Tulga comparte su comida llena de babas con todos nosotros y lo peor: es una gran fan de alimentar también al perro!!! El otro día la vi llevándose a la boca una galleta que ya había pasado por el hocico del chucho!!!!! Ains estos niños….

  2. ajajjaja si y además, como sobras todos los días porque mi peque ultimamente esta un poco “jodio” con las comidas y al final, acaba comiendo de todo y de nada! espero que la cosa cambie porque me tiene fritaaaa

  3. Jajajajaja el tema es no desperdiciar comoda… A mi me fastidia mucho tirarla, así que en esta casa no se tira nada!!
    Espero que se le pase esta etapa de no comer prontito!!
    Un besote!!

  4. Rosquis que es muy mal comedor también quiere nuestra comida, la suya no le gusta, mola más la que comemos los mayores. En nuestro caso, es un caprichoso porque luego me la acaba tirando a modo de juego cuando se cansa 🙂 ya ves qué plan tenemos!

Los comentarios están cerrados.