10 Cosas que debería saber una Premamá que quiere dar el pecho

Si estás embarazada y has decidido dar el pecho ¡Felicidades! Has elegido dar lo mejor a tu bebéPuede que todo vaya perfecto o puede que cueste. A veces no es fácil, surgen problemas, no te dan buenos consejos, o te encuentras con profesionales sanitarios desactualizados que no te ayudan… Pero no desesperes, no te rindas y busca ayuda para dar lo mejor a tu bebé.

Creo que es fundamental prepararse de cierta manera para la lactancia, ya que en nuestra sociedad actual no convivimos con mujeres lactantes, hay muchísimos mitos al respecto y de nuestro alrededor surgen consejos contraproducentes aún con la intención de ayudar.

A continuación puedes encontrar algunos consejos que yo daría a una premamá que está dispuesta a dar el pecho, cosas básicas que creo debe saber para prepararse durante el embarazo:

Sigue leyendo

Ese Chupete No Es Nuestro

Lucía no utiliza chupete. Desde el principio ni siquiera lo llevé en la bolsa para el hospital porque tenía muy claro que no íbamos a utilizarlo.
No pasa nada por usar chupete, según todo el mundo la succión les tranquiliza y lo malo es cuando se lo quieres quitar. Pero no tiene nada de malo el chupete.
El asunto es que yo doy el pecho, y si mi hija utiliza chupete no usa mi pecho para succionar, cosa bastante necesaria para la producción de leche: Cuanto más succione mi Tocinita, más leche produciré.
Pero esto no lo sabe todo el mundo. En realidad la mayoría no tiene ni idea de como funciona la lactancia materna, algo tan normal y que se ha utilizado tanto durante siglos. Por eso ahora proliferan las asesoras de lactancia, porque se nos ha olvidado como funciona y aunque mucha gente crea lo contrario, los pediatras no tienen formación específica en lactancia, son doctores y se especializan en enfermedades, no en crianza. Por eso ni deberían dar consejo sobre como dormir o alimentar, ni nosotros pedírselo. Y menos hacerles caso sin buscar información porque la manera de criar es muy personal y subjetiva.
Y tanto se nos ha olvidado el tema de la lactancia materna, que somos muy modernos y cuando tu hija llora o tiene sueño siempre hay alguien que pregunta por el chupete, como si el chupete fuera panacea y solución de todos los problemas… Si no tiene chupete te dicen que pruebes a ver si deja de llorar con el chupete, si dices que no va a utilizar chupete te dicen que no te lo crees ni tu… Y así estamos.
Solo una vez Súper Papá y yo tuvimos un momento de desesperación en la crisis de lactancia de los 15 días e intentamos ponerle un chupete que por otro lado le quedaba enorme y que mi Tocinita no quiso ni por asomo… Menos mal que ella tuvo un ápice de cordura cuando sus padres estaban desesperados a las 5 de la mañana…
Lo que me fastidia de todo esto es que eres un bicho raro si tu hija no tiene chupete. Y si utiliza el pecho de chupete todo el mundo se escandaliza mucho más que si ven a un bebé con el chupete en la boca las 24 horas del día. ¿Qué fue antes, la teta o el chupete? Pues eso.

dando-pecho-teta

Por eso el otro día en un centro comercial, cuando un vigilante vino corriendo detrás nuestra convencido que el chupete que acababa de encontrar era nuestro y además le daba una importancia enorme a ese trozo de silicona, a mi me hizo mucha gracia porque no podía ser nuestro de ninguna de las maneras.

Y aunque mi Tocinita no tenga un succionador perenne en la boca no está histérica, ni tarda en dormirse mucho, ni se chupa el dedo. Simplemente es un bebé. Tampoco se duerme con la teta en la boca. Cuando le entra la morriña, suelta la teta y se hace una bolita cerca de su mami y se duerme solita. A veces la tengo sentada encima mío y se duerme o la pongo a mi lado en la cama y empieza a caer. Y Súper Papá también la duerme, y no tiene teta.

papa-me-duerme

No malinterpretéis. Cada uno es libre de dar a su bebé el chupete, nadie me oirá diciéndole a una madre que a ver cuando le quita el chupete, que para qué el chupete, que qué pesados con el chupete… Otra cosa es lo que yo piense y quiera para Lucía, y nadie debería darme la coña para que yo le meta un chupete en la boca a mi niña porque ni lo necesitamos ni lo echamos de menos porque estamos sobreviviendo sin el. Y a mi me encanta ver sonreir a mi hija, verla hacer todas esas muecas, ver como saca la lengua y como sale en las fotos, todo sin un chupete en la boca.

sonrisas-en-el-baño