#Lecturitas: “Kike y Kika van a la Playa”

Hemos leído “Kike y Kika van a la playa” de Yasmeen Ismail gracias a la Editorial Infantil y Juvenil SM.

IMG_7033

Un cuento con solapas en el que podemos ver y reconocer muchas de las actividades que podemos realizar en un día de playa y la mayoría de nuestras favoritas.

Este libro lo hemos leído en bucle este verano. Tanto nos ha gustado, que ahora es Lucy la que me lo cuenta a mi porque se sabe la historia, y aún así le encanta levantar las solapas. “Se sorprende” con lo que hay debajo, aunque lo conozca de antemano.

IMG_7028 (1).gif

La historia de Kike y Kika dirigiéndose a la playa, disfrutando el día y superando miedos le gusta mucho. Creo que incluso se siente un poco identificada por el miedo de Kike. Se reconoce a sí misma realizando “ayer” cada actividad diferente y recuerda con quién la vivió.

FullSizeRender

Las ilustraciones son tiernas y llamativas, y además el libro tiene muchísimas solapas que descubrir. Es un libro para explicar el verano, contar y recordar lo que hemos hecho, e imaginar y planear lo que haremos el siguiente.

IMG_7032

La amistad, el apoyo y el compañerismo de este libro enseñan a los peques que igual que ellos, el resto puede necesitar ayuda y hay que echar una mano a quien lo necesita.

¿A ti también te gusta ir a la playa?

 

Anuncios

PATADITA DEL DÍA: Profesionales que niegan las estadísticas.

Está muy feo mentir. Está muy feo sacar datos de “no me acuerdo qué web” y decir que esos datos están exagerados o que incluso son falsos, sin ni siquiera comprobarlos. Aún más feo está escribir un post sobre ello dando información errónea al respecto cuando tienes una web de maternidad dirigido a embarazadas porque eres matrona, porque deberías ser profesional y dar datos fiables.

No se puede decir que es mentira que en España el 90% de las mujeres dan a luz en litotomía cuando solo hay que ir a la página del Ministerio para comprobarlo. Vale, no es el 90%. Es el 87,4%.

Pero lo que más me fastidia, no es que se esté desinformando a mujeres que en un corto espacio de tiempo tendrán un parto (que me fastidia y mucho), si no que se de a entender que esas cifras son falsas y están exageradas (que no son falsas ni están exageradas) porque se quiere meter miedo a las mujeres. ¿Qué ganaría nadie metiendo miedo a las mujeres embarazadas españolas sobre sus partos? ¿No será que muchos profesionales no dan información veraz? En este país se obvian las estadísticas y se esconden (muchos hospitales ni siquiera las facilitan), pero cuando sale el informe con unos resultados innegablemente nefastos, se ignoran, se niegan y además, se dice que los blogs y webs que hablan sobre ello, lo hacen para meter miedo a embarazadas.

No hace falta inculcar temor porque para empezar, la mayoría de las embarazadas ya tienen miedo al parto por las historias que las mujeres se cuentan entre ellas. Muchas tienen un recuerdo horroroso por algún tipo de intervención medica, porque en España todavía gusta mucho lo de intervenir, y según las estadísticas, innecesariamente en muchas más ocasiones de las que se debiera. Así que el boca a boca del cliente/paciente en este caso, deja entrever el tipo de trato que tienen muchas mujeres y hace temer la hora del parto a muchas y tener pánico a otras, ambas cosas contraproducentes a la hora de dar a luz.

Y es que este informe y estas estadísticas que son un retrato de los partos en España debieran provocar en los profesionales del sector una introspección:

  • Rasurado del Periné: 84,5%. El rasurado perineal ocasiona erosiones cutáneas que pueden dar lugar a la colonización de microorganismos, además de las molestias, malestar y prurito que ocasiona en las mujeres. En la evidencia disponible no se encuentran pruebas o razones que sostengan esta práctica que se ha venido realizando en la creencia errónea de que disminuía el riesgo de infección.
  • Enema: 78,6%.  No existe evidencia que apoye el uso rutinario de enemas al inicio del parto, práctica que se ha venido administrando durante años suponiéndole ciertas ventajas que han sido puestas en cuestión y que incluso se han esgrimido inconvenientes y riesgos asociados. La revisión de la evidencia muestra que la utilización de enemas no reduce las tasas de infección materna o neonatal, ni las dehiscencias de la episiotomía, y tampoco mejora la satisfacción materna.
  • Durante la dilatación facilitar deambular y elegir posición: 72,8%.: La libertad de movimientos permite adoptar posiciones que alivian el dolor y mejoran el bienestar de las mujeres así como su sensación de control. La libre deambulación de las mujeres durante el periodo de dilatación se relaciona con una menor necesidad de uso de fármacos oxitócicos, analgésicos y de intervenciones obstétricas como fórceps o cesáreas, respecto a aquellas mujeres que permanecieron en posición de litotomía.
  • Durante la dilatación permitir la ingestión de líquidos y alimentos: 71,8%. No hay evidencia que avale su restricción durante el trabajo de parto; por el contrario señala que la restricción de líquidos y alimentos a la madre por tiempo prolongado puede producir deshidratación y cetosis.
  • Durante la dilatación no colocar vía venosa periférica profiláctica de rutina: 31,1%. La deambulación también podría acortar la duración de la primera fase del parto. Sin embargo, las prácticas asistenciales al uso (monitorización, vía intravenosa, analgesia neuroaxial, etc.) limitan las posibilidades de las mujeres para poder deambular durante la dilatación y adoptar distintas posiciones diferentes al decúbito.
  • Amniotomías o amniorrexis realizadas: 46,6%. Se apunta respetar el proceso normal de rotura espontánea de membrana para evitar posibles complicaciones y efectos adversos como aumento del riesgo de infección o aparición de patrones anormales.
  • Partos con hoja de partograma cumplimentado totalmente: 52,1%
  • Partos vaginales en los que se ha mantenido la posición de litotomía durante todo el expulsivo: 87,4%. Se puede considerar que actualmente la posición habitual durante el período expulsivo continúa siendo en litotomía o decúbito supino, más favorecedora del trabajo del profesional que de la madre. No se alcanza el estándar deseado, y probablemente, puede ser indicativo de la dificultad que supone el cambio de rutinas adquiridas.
  • Partos vaginales en los que se ha realizado la maniobra de Kristeller: 26,1%. Aunque al parecer se trata de una técnica en desuso eliminada de la práctica habitual, se puede comprobar que lejos de haber desaparecido, esta maniobra se sigue realizando en una alta proporción de maternidades. De ahí la necesidad de continuar el seguimiento de su utilización en los partos de cada hospital.
  • Episotomías en partos eutócicos: 41,9%

En todos estos casos, y en otros muchos que aparecen en el informese recomienda llevar a la práctica las recomendaciones de la EAPN, e incluirlas actualizando protocolos ya que las cifras se alejan del estándar recomendado. Si tenéis un rato, echad un vistazo, porque es muy interesante.

Quiero hacer un inciso importante respecto a la epidural y lo que dice al final de la página 23 el informe (por si alguien quiere comprobarlo):

El uso de la analgesia epidural se encuentra en niveles muy altos con un 72,2%, y obedece no solo a las indicaciones clínicas, sino que también está influido por la oferta originada desde los servicios sanitarios y su reflejo en la demanda de las gestantes. Conclusión: Llevar a la práctica las recomendaciones de la EAPN. Incluir estas recomendaciones actualizando los protocolos. Este alto porcentaje de uso de analgesia epidural, muy alejado de la recomendación de la EAPN, sugiere que desde atención primaria no se hace el énfasis suficiente en la información a las usuarias, y desde la atención hospitalaria no se ofrecen suficientemente otros métodos alternativos para el manejo del dolor, aunque se mencionen en el 67% de los protocolos; aspecto que debería ser contrastado para conocer la accesibilidad real y la diversidad de métodos y técnicas que se ofertan en los hospitales, tras la adecuada información y preparación prenatal. También indica cierta invisibilidad o desconocimiento sobre los riesgos y consecuencias para la madre y la criatura, durante el parto, en el posparto y la lactancia.

Protocolos que INCLUYEN TODAS LAS RECOMENDACIONES de atención al parto normal: 15,5%

En conclusión: Las recomendaciones que el Ministerio de Sanidad recopiló en la Estrategia de Atención al Parto Normal son ignoradas sistemáticamente en los hospitales españoles todavía. Y no solo eso, si no que no informan a las mujeres embarazadas correctamente sobre la medicalización e intervención de los partos y esto es un fallo muy gordo de la preparación al parto de este país. Es muy necesario e importante hablar a las mujeres del proceso fisiológico natural, de lo que su cuerpo es capaz de hacer. Y luego ya hablar de medicalización e instrumentalización y cuando es completamente necesaria y con datos reales. En vez de empezar la casa por el tejado hablando de donde te ponen la epidural y dar información a medias…

Si estas embarazada yo no te diré que tengas miedo. Te digo que te empapes, que leas, que busques información, que sepas lo que es necesario y lo que no es necesario en un parto según la Estrategia de Parto Normal, que te dejes llevar por tu instinto y que vayas más allá. Que te preocupes por conocer el protocolo de tu hospital y que si no te gusta, te cambies a otro. Que sepas cuales son tus derechos y que realices y presentes tu Plan de Parto. Pero sobre todo, que te empoderes, que confíes en ti misma, que tu cuerpo esta diseñado para dar a luz y puedes hacerlo. Que la matrona debe estar a tu lado sirviendo de apoyo si necesitas algo y el obstetra (ob stare= estar a la espera), solo debe intervenir cuando sea estrictamente necesario, porque una mujer necesita tranquilidad durante su parto, no espectadores ni intervenciones innecesarias.

La #PataditadelDía va para esos profesionales que se emperran en taparse los ojos. Aunque ellos sean muy buenos en su trabajo y respeten las indicaciones de la OMS y la Estrategia de Atención al Parto Normal, los hay que se las pasan por el arco del triunfo, y con estas cifras, no se puede negar que algo se sigue haciendo mal. Señoras, señores, queda mucho por hacer y el camino no es negar lo que se hace mal, es intentar remediarlo. 

Atención Parto Normal

#Lecturitas: “La Increíble Historia de… Mi Tía Terrible”

Hemos leído “La increíble Historia de… Mi Tía Terrible”, un libro de David Williams de la editorial Montena para mayores de 9 años gracias a Boolino.

Mi sobrino Ángel que es un lector empedernido se ha leído las 384 páginas que tiene en un abrir y cerrar de ojos.


La protagonista de esta historia es Stella. Sus padres mueren en un accidente de coche y ella se queda en coma 6 meses. Cuando despierta está toda vendada y ha quedado al cuidado de su tía, que al parecer es mala no, es malísima!! ¡¡Terrible!! Stella quiere escaparse de casa porque su tía no la trata bien, la castiga encerrándola en el sótano a oscuras para que firme un documento cediéndole la propiedad de su casa. Pero en el sótano Stella conoce a unos amigos muy especiales que la ayudarán y apoyarán.

Un libro que te enseña lo mala que es la avaricia y el mal comportamiento que puede tener alguien por conseguir lo que codicia.

Según mi sobrino es un libro “medio de miedo, medio de risa”, porque según el, la tia de Stella hace cosas terribles que no le han gustado nada… Pero lo que si le gusta es la “venganza” de Stella hacia su tia.

También que le ha resultado fácil de leer, asi que lo recomienda como lectura este verano.

EL MEDIO AÑITO DE LUCY

¡Lucy ya ha cumplido 6 meses y no para! De hecho yo no tengo tiempo para casi nada. Escribir en el blog cada vez es más difícil y no saco ni un ratito. Tengo casi 70 borradores abiertos con mil temas que quiero comentar y no hay manera. Pero para compensarlo paso unos ratos tan bonitos y divertidos con ella… Ya se notan los 6 meses que tiene, lo espabilada que está, lo mucho que se ríe, lo que le gusta jugar y que la presten atención… Los cambios y los logros son prácticamente todos los días y la demanda es cada vez mayor.

Este mes ha sido en el que cada vez que salgo de la habitación se pone a llorar desconsoladamente. Ya estamos en la fase en la que me voy y piensa que no voy a volver. Y en la que no le vale con estar al lado mía jugando, tiene que estar encima de mi. Tengo que reconocer que hay momentos en los que es muy agobiante. Cada vez que voy al baño “un segundito” o cojo algo de otra habitación, llora como si no hubiese mañana… Y no solo lo hace conmigo, cuando Súper Papá se va al trabajo también llora. No nos gusta verla llorar ni pasarlo mal, he procurado no moverme si ella estaba en ese plan (no ha estado asi las 24 horas), e intento llevarlo lo mejor que puedo, jugar a “cu cu tras” y hacer todo lo posible porque no se sintiese abandonada. Pobrecita…. Soy madre y ya no tengo libertad de movimientos y hay momentos en los que se hace más difícil, pero luego veo esta carita y se me pasa.

25 Semanas

Se mueve muchísimo y cada vez con más seguridad. Todavía no se sienta sola pero está en ello. Se ha llegado a medio incorporar dormida, creo que la pobre hasta sueña con ello de lo que se frustra.

Pero si se pone a cuatro patas y se mueve adelante y atrás como queriendo arrancar a gatear. También hace la croqueta y se recorre la cama entera, asi que ya hemos tenido que poner las barreras para que no se caiga. Viene hacia a mi medio gateando medio arrastrándose, se pone de rodillas y me echa los brazos para que la coja o directamente va a hacia la teta y se sirve sola. Me he convertido en su gymkana personal, para ella soy escalable completamente. También se pone a cuatro patas pero con los pies, es increíble que haga eso pero que no se siente todavía. ¿Algún consejo  o juego para ayudarla?

Le encantan los espejos. Es entrar al baño, o verse en cualquier otro espejo y empieza a sonreir y a reirse. Cuando vamos a entrar en el ascensor sabe que hay un espejo y ya está preparada mirándome y sonriendo.

Le ha salido su primer diente, que apareció de repente casi sin avisar porque nosotros estábamos pendientes de los colmillos, no del que ha aparecido finalmente. Sigue mordiendo con mucha fuerza y además, grita de rabia con lo que se haya metido en la boca mientras aprieta. Otro debe estar a puntito de salir o ese le sigue empujando. A mi me ha mordido ya unas cuantas veces el pezón pero yo no se lo tengo en cuenta.

Este mes también ha vivido la boda de sus padres, algo que no todos los bebés pueden decir y aunque no se enteró de nada se lo pasó genial e iba guapísima, y también ha estado presente en el cumpleaños de su papi y y en el de su mami.

Nos hemos despedido de su primer carro y hemos dado la bienvenida al nuevo. Ahora los paseos son diferentes pero ella se ha acoplado a las circunstancias la mar de bien y va todo chula en su silla de paseo nueva. ¡También estrenamos trona heredada de sus primos que la daremos buen uso!

La hora del baño cada vez es más divertida. Ahora quiere coger sus juguetes y chapotea y se menea una barbaridad. Nos encanta ver como disfruta en el agua y estamos deseando llevarla a la piscina.

27 Semanas

27 Semanas

Ya tiene su horario de dormir mucho más definido, pero no es algo que nosotros hayamos inculcado. Sobre las once de la noche ya tiene sueño y nos acostamos, y sobre las ocho o las nueve de la mañana se despierta (con dos o tres tomas cada noche, pero como hacemos colecho no se decir cuántas exactamente). A mi me tiene agotada, porque últimamente me cuesta mucho conciliar el sueño y levantarme a las 8 de la mañana me mata. Ahora también ha aprendido a destaparse, y cuando ha hecho calor perfecto, pero los días que ha refrescado a mi me tenía heladita. También es cierto que ha tenido unos días en los que se escapaba, no quería dormirse y croqueteaba por la cama, se daba la vuelta o se ponía boca abajo y desde esa posición se arrastraba hasta la tetita. Y así un buen rato hasta que la cojo y la intento tranquilizar ya sea cantando, acariciándola o cambiando la posición y por fin se duerme. Las siestas igual que siempre, cuando a ella le apetece, y el resto del día, sigue con sus mini siestas de 20 minutos…

También ha sido el mes de su primer escape de pis en la cama, pero muy poquito y la culpa es del pañal por su puesto. Ahora hace más pipí y menos cacas, bastante normal con LME. Y ahora que hemos empezado con la AC (Alimentación Complementaria) pues también es normal que no lo haga todos los días. El record por ahora son 4 días y cuando por fin la ha hecho, esas cacas ya no son de bebé… También se tira unos pedos apestosos de persona mayor que hasta marean.

Queremos hacer BLW (Baby Led Weaning) pero como no se sienta sola todavía, le damos alguna cosilla porque ella pide y se comería todo lo que hay en la mesa. Puede parecer mentira, pero pide como una loca. Se pone fina, aunque se mancha menos de lo que creíamos que lo haría y si le quitas lo que se está comiendo se queja. Ha probado el tomate, el pan, piña, sandía, brócoli, naranja, patata cocida, aguacate… No le hace ascos a nada y se gestiona divinamente.

La primera vez que comió naranja:

Me encantaría apuntar y grabar todo lo que hace. Solo espero que no se me olviden sus miradas, su risa, su manera de arrugar la nariz cuando se rie, cómo encoge los hombros cuando le haces cosquillas, su vocecita, su “tatatatata”, su forma de entrelazar los deditos, como se relame… ¡Nos tiene locos de amor!

Tengo que reconocer que yo estoy agotada. Lucy crece más rápido de lo que yo puedo asimilarlo y me gana, puede conmigo. Tengo que ponerme las pilas porque nos espera su primer verano, su primera piscina… Y tengo que estar a su altura.

23 Semanas

23 Semanas

Otros meses de Lucy:

El Primer Mes de Lucía

¡¡Mi Niña Tiene Dos Meses!!

Los Tres Meses de Lucy

El Cuarto Mes de Lucy

Ya Cinco Meses de Amor con Lucy